Los 5 atentados del INE contra la democracia

INE

En vísperas de las elecciones más grandes de la historia de México, el órgano regulador, el Instituto Nacional Electoral (INE), ha puesto en tela de juicio su credibilidad, además de su función imparcial, al verse inmerso en actos que cuestionan la transparencia de sus procesos y al cometer irregularidades que lo único que han conseguido es desprestigiar constantemente al instituto.

En este marco, enlistamos las cinco ocasiones en las que el organismo ha demostrado ser uno de los principales males que aquejan al pueblo de México por atentar contra los principios básicos de la democracia.

1. Directivos corruptos

En diciembre del año pasado, Bogart Cristóbal Montiel Reyna presentó su renuncia como director ejecutivo del INE, al ser acusado por el uso indebido de atribuciones por haber promovido un contrato fraudulento por 105 millones de pesos, de los cuales solo se pagaron 15, de acuerdo a la Fiscalía General de la República (FGR).

Además de Montiel Reyna, estuvieron vinculados a proceso Miguel Ángel Romero Castillo, subdirector de Servicios; José Carlos Ayluardo Leo, director de Recursos Materiales y Servicios; y Alejandro Mauricio Mateos Fernández, subdirector de Adquisiciones.

2. El INE se rehúsa a bajarse el sueldo

El año pasado, un ministro de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) admitió a trámite la controversia constitucional que permite a los consejeros y directivos del INE seguir percibiendo sueldos más altos que el presidente Andrés Manuel López Obrador.

El absurdo argumento que dio el INE fue que es un organismo constitucional autónomo, por lo que sus integrantes no estaban obligados a sujetar su tabulador salarial a lo establecido en la Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Públicos.

Aunque el partido Movimiento Regeneración Nacional (Morena) ha intentado evitar que esto suceda, la constante corrupción en el órgano electoral ha refutado todos los esfuerzos de la actual administración comprometida con la austeridad.

3. Censurar las mañaneras

A principios del año en curso, el INE solicitó suspender la transmisión íntegra de las conferencias matutinas del presidente durante el periodo electoral. El hecho implica un claro acto de censura e intolerancia, puesto que el informe que López Obrador emite diariamente no se realiza con efectos de propaganda, sino que se efectúa como un método para garantizar la transparencia y el derecho a la información.

El mandatario mexicano aseveró que la propuesta del INE fue silenciar al gobierno e insistió que se acudirá a las instancias judiciales en caso de que haya prohibición, pues es un agravio a la libertad de expresión.

“Yo no sé por qué le tienen miedo a la democracia”, mencionó el presidente.

Como dato curioso, se debe recordar que el órgano electoral nunca protestó cuando los gobiernos neoliberales utilizaban recursos públicos para comprar el voto en las elecciones, particularmente en 2006, cuando en medio de disturbios y rechiflas, el panista Felipe Calderón tomó protesta con resultados engañosos.

4. Retira spots de Morena

En otra ocasión, durante el mismo mes de enero del presente año, el INE retiró tres spots publicitarios de Morena: uno sobre la salud y la vacunación, otro en Querétaro y uno más donde hace un recuento histórico sobre la alianza del PRIAN y los efectos de sus políticas neoliberales. Los tres fueron censurados a pesar de que no incurrían en el llamado «proselitismo» que alegaron los consejeros, pues ninguno llamaba al voto.

No obstante, el organismo no hizo nada por bajar el spot titulado “Barredora”, en el que el Partido Revolucionario Institucional (PRI) arremete sin fundamentos contra Morena, esto para causar discrepancia en la sociedad mexicana.

El dirigente nacional del partido Morena, Mario Delgado Carrillo, recriminó que desde el INE se pretenda callar al movimiento, con el único propósito de afectar a la Cuarta Transformación y beneficiar a la alianza del PRIAN.

“La oposición y ahora el INE se han quitado las máscaras y a través de una alianza vergonzosa pretenden censurar a nuestro movimiento. No comparten ningún proyecto de país, pero sí, la intención de meterle el pie a la transformación para que continúen los privilegios de unos cuantos”, mencionó Delgado.

5. Alegan “sobrerrepresentación” de Morena

Ante la indiscutible mayoría que ha reflejado Morena en las encuestas, previo a los comicios del 6 de junio, el pasado fin de semana, consejeros del INE aprobaron nuevas reglas de último momento para evitar una supuesta «sobrerrepresentación» partidista en la Cámara de Diputados, medida que atenta contra la soberanía popular.

Luego del suceso, el líder morenista lanzó un videoclip en el que les habla de manera contundente a los consejeros del órgano electoral, los cuales pretenden obstaculizar a la Cuarta Transformación de manera autoritaria.

Delgado señaló que no está mal que los funcionarios no coincidan con los valores o los principios del movimiento encabezado por el presidente López Obrador, pero que, «si nos quieren enfrentar”, deberán afiliarse a los partidos de sus jefes (PRIAN) y competir por la vía democrática.

Además, el diputado y representante de Morena ante el INE, Sergio Luna, publicó en su cuenta oficial de Twitter la apelación que presentó el partido en contra de la ilegal determinación del INE, pues busca cambiar las reglas de la contienda a solo tres meses de las elecciones.

“No permitiremos que 2 consejeros electorales pretendan impedir que tengamos la mayoría en la #CámaraDeDiputados. El pueblo decidirá”, escribió.

Bonus track: Discurso contra el «populismo»

Finalmente, es importante recordar cuando el consejero presidente del INE, Lorenzo Córdova, habló en contra del «populismo» en una mesa virtual organizada por la Asociación Mexicana de Ciencias Políticas, para atacar indirectamente al actual mandatario.

Abandonando la neutralidad e imparcialidad que le exige su puesto, Córdova aseveró que el populismo «no es simplemente un discurso o acción política para ejercer el poder, sino que implica una serie de actuaciones que desmontan las garantías de las democracias constitucionales», lo cual además evidenció su falta de conocimiento sobre la definición real del término, que se refiere a un «gobierno del pueblo», donde se busca el bienestar de las mayorías.

El verdadero “poder popular”, que se pretende estigmatizar como “populismo”, busca entender al pueblo como un sujeto colectivo, un sujeto formado por mayorías, con demandas y necesidades concretas. No busca generar diferencias en la población, ni señalar a un “enemigo”, sino que pone sobre la mesa un antagonismo histórico que ya existía desde antes, solo que nadie lo señalaba. No hay más supuesta “polarización” que la enorme desigualdad socioeconómica que generaron los gobiernos neoliberales; ellos sí dividieron al país.

¿Te gustó el artículo?
Compártelo
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *