Reforma eléctrica se impulsa por seguridad, no por ideología: Nahle

En su comparecencia en el Senado, Nahle destacó que la reforma eléctrica se impulsa porque favorece al pueblo y garantiza la seguridad energética. 

La reforma eléctrica impulsada por el presidente Andrés Manuel López Obrador no contraviene el tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), y tampoco implicará que se paguen indemnizaciones millonarias en dólares por la cancelación de contratos a generadores de energía privados.

Rocío Nahle, secretaria de Energía (SENER), señaló que ya se analizó el tema del T-MEC y no existe ningún problema debido a que al ratificar el tratado una de las condiciones de México fue que el capítulo de energía quedara fuera. 

“Cuando se iba a ratificar el tratado, una de las condiciones de México, el presidente López Obrador dijo el capítulo de energía queda fuera y en este caso cada país va a quedar libre de modificar y de apegarse a su Constitución. Cada parte adoptará leyes nacionales para la distribución de sus negocios y que no sean anticompetitivos; aquí estamos hablando de un 54% para la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y un 46% para privados”, destacó. 

Bajo este contexto, explicó que la iniciativa eléctrica de la Cuarta Transformación no expropiará ninguna infraestructura del sector privado, sino que liberará a CFE de una carga financiera impositiva por la compra de electricidad a particulares.

Además, subrayó que se debe aprobar la reforma eléctrica “no por ideología, es porque nos conviene, porque nos conviene a los mexicanos, nos conviene tener una seguridad energética”. 

Reiteró que el sector energético es de utilidad y de interés público y no privado, “es la regla establecida para garantizar a los mexicanos el acceso a los energéticos a precios accesibles”.

¿Te gustó el artículo?
Compártelo
Facebook
Twitter
WhatsApp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.