Perú denuncia a Repsol por daño ambiental, tras derrame de petróleo

El petróleo que fue derramado supera los 10 mil barriles, por lo que el gobierno de Perú calificó el hecho como “el peor desastre ecológico ocurrido en Lima en los últimos años”. 

Autoridades del Perú denunciaron ante el Consejo Permanente de la Organización de los Estados Americanos  (OEA) el impacto ambiental y económico causado por el derrame de petróleo del pasado 15 de enero en una refinería operada por Repsol en el norte de Lima.

El encargado de realizar esta denuncia fue el representante permanente del Perú ante la OEA, Harold Forsyth, y explicó que el país andino se encuentra “frente a un escenario sin precedentes en su historia”. 

Además, destacó que el gobierno encabezado por Pedro Castillo evalúa ya una drástica sanción y viene realizando sus mayores esfuerzos por la recuperación de los ecosistemas dañados.

El derrame se produjo hace más de quince días en el terminal número 2 de la refinería La Pampilla, que opera la española Repsol en el distrito de Ventanilla, en la provincia del Callao, colindante con Lima Metropolitana. 

A la fecha, el petróleo derramado que según la empresa alcanza los 10 mil 396 barriles, ya se ha esparcido a lo largo de unos 50 kilómetros de costa, desde Ventanilla hasta la ciudad de Chancay, en el norte del departamento de Lima.

Por lo anterior, y luego de calificar el hecho como “el peor desastre ecológico ocurrido en Lima en los últimos años”, el mandatario Pedro Castillo paralizó el lunes las actividades de carga y descarga de barcos petroleros en La Pampilla.

¿Te gustó el artículo?
Compártelo
Facebook
Twitter
WhatsApp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.