FGR va tras exdirector del Metro, Jorge Gaviño, por defraudación fiscal

Gaviño

La Procuraduría Fiscal encontró en las cuentas de Gaviño Ambriz ingresos acumulables por más de 6 millones de pesos; esto, durante su paso por la dirección del Metro y su gestión como diputado.

Esta tarde trascendió que la Fiscalía General de la República (FGR) podría solicitar una orden de aprehensión en contra del ex director del Metro, Jorge Gaviño, y su gerente de Adquisiciones y Contrataciones de Servicios, Ricardo del Río, por el delito de defraudación fiscal equiparada.

Lo anterior, luego de que se anunciara que la FGR integró carpetas de investigación en contra de ambos ex funcionarios del gobierno capitalino que estuvo a cargo del perredista Miguel Ángel Mancera

Asimismo, el monto de las denuncias presentadas por la Procuraduría Fiscal de la Federación ante la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada de la FGR, asciende a casi 9 millones de pesos. 

Por su parte, la Procuraduría Fiscal encontró en las cuentas de Gaviño Ambriz ingresos acumulables por más de 6 millones de pesos; esto, durante su paso por la dirección del Metro y su gestión como diputado. Situación que provocó un grave daño al erario por un millón 960 mil pesos, por “consignar ingresos menores a los realmente obtenidos”. 

Además, tras los sismos de 2017, las autoridades a cargo en aquel entonces del Metro de la Ciudad de México realizaron un supuesto reforzamiento a diferentes instalaciones del sistema de transporte, incluido el tramo elevado de la Línea 12, debido a que se reportaron daños estructurales. 

Línea 12

A finales de ese mismo año, aún durante el gobierno de Mancera, se firmaron contratos con al menos 10 empresas por 55 millones de pesos para que se realizaran reparaciones a diferentes estructuras de varias líneas de la red del Metro, por afectaciones derivadas de los sismos. 

En tanto, Ricardo del Río, ex gerente de Adquisiciones y Contrataciones de Servicios, también es investigado por el delito ya mencionado, debido a que en sus cuentas personales se encontraron más de tres millones de pesos que no fueron declarados ante las autoridades hacendarias, generando un daño al erario de un millón 32 mil pesos. 

La Procuraduría Fiscal consideró evidente que los dos ex colaboradores de Miguel Ángel Mancera desplegaron una conducta de defraudación fiscal equiparada. 

Bajo este contexto y de acuerdo a la nueva reforma penal fiscal, dicho delito se sancionará con prisión de tres meses a dos años, cuando el monto de lo defraudado no exceda de un millón 221 mil 950 pesos, o prisión de dos a cinco años cuando el monto de lo defraudado sí exceda esa cantidad. 

¿Te gustó el artículo?
Compártelo
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *