Líderes de la región se suman a AMLO: Cumbre de las Américas no puede excluir a nadie

Diversos presidentes se sumaron a la postura de López Obrador sobre no asistir a la Cumbre de las Américas en caso de que EE.UU. excluya a Cuba, Venezuela y Nicaragua. 

Luego de que el presidente Andrés Manuel López Obrador insistió en que no acudirá a la Cumbre de las Américas que se realizará del 6 al 10 de junio en Los Ángeles, California, si no son invitados todos los países de América Latina, diversos jefes de Estado se sumaron a su postura, poniendo en jaque a la Organización de los Estados Americanos (OEA), que desde hace tiempo ha entorpecido la relación cordial entre los países de la región y actúa de manera injerencista. 

En días pasados funcionarios estadounidenses informaron que el gobierno de Joe Biden no invitará a Cuba, Nicaragua y Venezuela a la Cumbre de las Américas, pues supuestamente “no respetan la democracia”. 

Dicho anuncio causó polémica y el primero en manifestarse fue el presidente López Obrador, quien señaló que, en caso de que de manera definitiva Estados Unidos no invite a todos los países del hemisferio, no participará en el encuentro pues es un atentado a la soberanía de las naciones; “no estamos para confrontaciones, me manifestaré por la fraternidad universal (sic)”. 

En la misma línea, el mandatario de Bolivia, Luis Arce Catacora, afirmó que una Cumbre de las Américas que excluye a países americanos “no será una Cumbre de las Américas plena, y de persistir la exclusión de pueblos hermanos, no participaré de la misma». 

Luego, la presidenta de Honduras, Xiomara Castro de Zelaya, cuestionó la realización de una Cumbre de las Américas sin todos los países de la región y anunció que si el gobierno de Biden mantiene la postura de excluir a Cuba, Venezuela y Nicaragua, no acudirá al encuentro. 

Por su parte, Alberto Fernández, mandatario de Argentina, pidió poner atención al mensaje de su homólogo mexicano y dijo que todos los países de América Latina deben ser invitados a la Cumbre de las Américas. 

Además, la presencia del ultraderechista Jair Bolsonaro en la reunión también está en duda; esto, ya que según la agencia Reuters, el presidente de Brasil habría dicho a sus asistentes que no acudirá a la Cumbre de las Américas. 

Con lo anterior, López Obrador reafirma su capacidad como estadista y demuestra que México, a su mando, tiene una postura firme ante el intervencionismo, apuesta por una integración regional más justa e igualitaria y por una política exterior basada en el respeto a las soberanías.

¿Te gustó el artículo?
Compártelo
Facebook
Twitter
WhatsApp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.