Marcelo Ebrard, uno de los mejor calificados del gabinete de AMLO

Marcelo Ebrard

La popularidad del canciller Marcelo Ebrard está en ascenso, posicionándose como una figura fuerte en el gabinete de Andrés Manuel López Obrador.

Según el Análisis de Reputación de Actores, el Secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, alcanzó una cobertura mediática favorable durante noviembre del 2020. El canciller logró que el gobierno estadounidense enviara al general Salvador Cienfuegos Zepeda de vuelta a México para ser investigado y, en su caso, procesado acorde con las leyes de este país. Además, consiguió la disponibilidad de la vacuna contra COVID-19.

El pasado 15 de octubre por la noche, Ebrard anunciaba en Twitter: “He sido informado por el embajador Christopher Landau de los Estados Unidos que el exsecretario de la Defensa Nacional, Gral. Salvador Cienfuegos Zepeda, ha sido detenido”. Casi un mes después, el Departamento de Justicia de los Estados Unidos retiró los cargos en contra del exsecretario, explicando que la Fiscalía General de la República en México continuaría con la investigación.

El gobierno mexicano desconocía la pesquisa que había realizado la Administración de Control de Drogas (DEA) sobre los vínculos del general Salvador Cienfuegos con el crimen organizado y la orden de captura emitida por la justicia, acusándolo de cinco cargos relacionados con la distribución e importación de estupefacientes y el lavado de dinero. Más allá de la veracidad o no de estas imputaciones, la acción de las autoridades estadounidenses al respecto es una violación de los acuerdos bilaterales en seguridad. 

Si el general Cienfuegos debe enfrentarse a la justicia, debe hacerlo de acuerdo a los procedimientos y leyes mexicanas. Es así que Ebrard inició las gestiones correspondientes para traerlo a territorio nacional. El logro de la Cancillería en este caso resulta insólito, según apunta Eunice Rendón, experta en seguridad y migración: “Difícilmente se hubiera producido este tipo de negociaciones con los Gobiernos de Peña Nieto o Calderón, más acostumbrados a asumir una posición de subordinación en la relación bilateral”.

Ahora bien, la tarea de Ebrard al interior del gobierno se va expandiendo. Desde abril, el presidente Andrés Manuel López Obrador lo situó a la cabeza de la coordinación para afrontar la emergencia sanitaria, encargándole la faceta política de la crisis. El canciller inició una serie de negociaciones con diversos laboratorios para firmar acuerdos para la fabricación y distribución de la vacuna contra COVID-19 en México. 

Mientras las autoridades sanitarias preparan los criterios técnicos para la vacunación, la Cancillería aceleró los procesos para conseguir la autorización lo antes posible, como ya ha sido el caso de la vacuna de Pfizer y BioNTech, aprobada por la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS).

De esta manera, las negociaciones tuvieron como resultado convenios de precompra con tres farmacéuticas  (el consorcio chino-canadiense CanSino Biologics, la estadounidense Pfizer y la británica AstraZeneca) y, finalmente, el 2 de diciembre, se firmaron contratos con Pfizer para el suministro de las vacunas. “Lo que muchos suponían imposible ahora es una realidad: la vacunación está por iniciar en diciembre 2020”, escribió Ebrard en su cuenta de Twitter, horas antes de que se anuncie el acuerdo con la empresa estadounidense. 

Otra de las acciones más emblemáticas del funcionario fue el rescate y asilo al expresidente boliviano Evo Morales Ayma, quien sufrió un golpe de Estado en el 2019.

Cabe mencionar que en las pasadas elecciones de dicho país, el partido de Morales, Movimiento Al Socialismo (MAS), ganó de manera contundente con más del 55% de los votos, desechando las versiones sobre un supuesto fraude el año pasado y confirmando la intromisión de actores como la Organización de los Estados Americanos (OEA) para derrocar al mandatario.

Sobre esto, el presidente López Obrador ha destacado que la diplomacia mexicana se encuentra en uno de sus mejores momentos en la historia, gracias al desempeño de Ebrard.

Estos son algunos de los logros que le han merecido una opinión pública bastante positiva a Marcelo Ebrard, de acuerdo con los resultados del Análisis de Reputación de Actores, demostrando que la popularidad del canciller está en ascenso, posicionándose como una figura fuerte en el gabinete de López Obrador.

¿Te gustó el artículo?
Compártelo
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *