Los mansiones de García Luna, producto del enriquecimiento ilícito en México

Tres inmuebles fueron asegurados al exsecretario de Seguridad Pública, Genaro García Luna, al parecer productos del delito de enriquecimiento ilícito. 

La Fiscalía General de la República (FGR) informó que los inmuebles, propiedad de García Luna, exfuncionario durante el sexenio de Felipe Calderón, están valorados en dólares y se encuentran ubicados en zonas exclusivas de la Ciudad de México y Morelos.

Uno se localiza en el Paseo de los Cedros No.1, Colonia Paseos del Sur, alcaldía Xochimilco y opera como restaurante exclusivo, con acabados de lujo y abarca toda una esquina en la zona. 

Otro se encuentra en la calle Monte del Funiar 21, Colonia Jardines en la Montaña, alcaldía Tlalpan, en una de las zonas más exclusivas y en la cual se impide la entrada de cualquier persona que desee entrar. 

La tercera y última se ubica en calle Amate sin número, lotes doce y trece de la manzana 22, fraccionamiento Pedregal de las Fuentes, en el municipio Jiutepec, Estado de Morelos. La propiedad tiene elevadas bardas con un sofisticado sistema de videovigilancia.

Ésta también cuenta con un cerco de árboles, que divide la calle del portón principal, la cual impide que se pueda ver el ingreso o salida de los visitantes. Algo que la caracteriza es un arroyo con agua cristalina, un detalle que a pesar de los exclusivo, pocos pueden tener. 

La furia de García Luna

La periodista Anabel Hernández recordó que hizo una investigación en marzo de 2009 en una de las tres propiedades del entonces secretario de seguridad en el sexenio de Felipe Calderón y por el cual recibió toda la furia del hoy funcionario preso. 

En entrevista con Aristegui Noticias, Hernández dijo que la mansión de más o menos 20 millones de pesos, cuya construcción era supervisada por el propio García Luna, no correspondía a sus ingresos como secretario federal.

“Tuve acceso a fotografías donde incluso el propio Genaro García Luna estaba supervisando directamente esta obra, esta construcción que inició de cero, era un terreno baldío, y él en un plazo muy corto, realmente a una velocidad sorprendente comenzó a edificar esta enorme mansión”,  dijo Hernández.

Las declaraciones patrimoniales de Luna no coincidían con lo que él estaba construyendo al sur de la Ciudad de México. en Monte Funiar número 21, ahí en Jardínes de la Montaña, en la delegación Tlalpan.

“A través de esta comparación de lo que él declara como servidor público de ingresos, lo que declaraba de gastos de manutención de su familia y lo que declaraba de deudas no le alcanzaba, era imposible poder estar construyendo esta casa que no estaba hipotecada y que construyó sin ningún préstamo ni nada por el estilo”, declaró.

Anabel Hernández enfatizó que debido a la gran influencia que tenía el mandatario en el gobierno panista, García Luna dio varias entrevistas donde se excusaba y decía: “esta residencia no tiene este costo, esta residencia está perfectamente justificada, es el crimen organizado el que me está persiguiendo, ponen en riesgo a mi familia”.

“Recuerdo incluso que periodistas como Carlos Marín decían que era inmoral publicar este tipo de información, decir dónde viven los funcionarios públicos, cuáles son sus propiedades porque ‘se ponía en riesgo a su familia’. Hoy si no se hubiera hecho esta investigación este resultado, esta incautación y muchas otras cosas no se habrían conocido o no hubieran sucedido en el caso de García Luna”, comentó.

En 2010 Hernández también publicó la existencia de dos restaurantes a nombre de Linda Cristina Pereyra, la cual también aparecía en la licencia de construcción de la casa en Tlalpan. 

“Descubrí que era su esposa, aunque los restaurantes eran en realidad muy pequeños, no eran grandes negocios, pero con eso García Luna quería justificar que gracias a esta pequeña cafetería venían todos los ingresos que le permitían comprar estas residencias… por supuesto no era así”, dijo. 

Los delitos de García Luna

La Fiscalía recordó que existe una orden de aprehensión en contra de García Luna por enriquecimiento ilícito de 27 millones de pesos, de donde probablemente provienen las propiedades incautadas este miércoles, por lo que el gobierno de México solicitó a Estados Unidos la extradición del exfuncionario.

Un juez de control del Centro de Justicia Penal Federal adscrito al penal de máxima seguridad del Altiplano, en el Estado de México, otorgó la orden de captura para sustentar la petición de extradición que se realizó ante el Departamento de Justicia de la Unión Americana.

En la actualidad García Luna se encuentra encarcelado en Nueva York en espera de ser enjuiciado por los delitos de conspiración para distribuir alrededor de 53 mil kilos de cocaína; tres delitos por narcotráfico y un último cargo por alegar falsamente ante las autoridades migratorias.

Un juez de control del Centro de Justicia Penal Federal adscrito al penal de máxima seguridad del Altiplano, en el Estado de México, otorgó la orden de captura para sustentar la petición de extradición que se realizó ante el Departamento de Justicia de la Unión Americana en contra de Genaro García Luna.

¿Te gustó el artículo?
Compártelo
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *